EuroAir
EuroAir, sus instaladores de confianza.

902 22 22 88

 
   Inicio




EuroAir,  pone a su disposición éste website para documentar las opciones en calderas según sus combustibles. Las calderas,  como equipo doméstico más importante dentro de cualquier vivienda tipo, dan abastecimiento en calefacción y agua caliente sanitaria y llegan a ser hasta el 70% del consumo energético total (luz, agua, gas...) de cualquier vivienda tipo de la mitad norte de España, por lo que veremos como dependiendo de la elección de nuestra instalación,  el generador, y el combustible que utilizamos,  será determinante para conseguir un ahorro que en muchos casos podría llegar a se de hasta el 40%.

 

caldera de gas vaillant

Calderas, la mejor elección.

En la elección de una caldera de calefacción y agua caliente sanitaria deben conjugarse las mejores prestaciones energéticas, como las que ofrece, por ejemplo, una caldera de condensación, con el diseño adecuado a cada necesidad de confort térmico, (suelo radiante, fan-coils, emisores de baja temperatura...), y con tecnologías respetuosas con el medio ambiente (calderas con baja emisión de óxidos de nitrógeno NOx), sin olvidarse, por supuesto, de una utilización segura (Calderas estancas).

Además de las ventajas que cada tecnología de caldera puede ofrecer, también es necesario analizar por qué tipo de combustible nos vamos a decidir, en función de la disponibilidad del mismo (redes de distribución de gas natural,Gas Licuado del Petróleo o suministros regulares de gasoil y biomasa) y por supuesto, un aspecto crucial, su precio en el mercado.

Las calderas de gas son las que más versatilidad ofrecen en cuanto al abanico de tecnologías que pueden abarcar. Las calderas de gas pueden incorporar la tecnología de condensación, cumplir los requerimientos de baja emisión de humos, y por supuesto, trabajar en modo estanco, sin necesidad de tomar el aire de combustión del recinto donde estén instaladas. Las calderas de gas son ideales para entornos urbanos, en los que exista una red de distribución de gas natural o de Gas Licuado del Petróleo. Deberá elegirse un modelo que ofrezca la potencia suficiente para las necesidades térmicas de la vivienda, tanto en calefacción como para agua caliente sanitaria. En viviendas ya existentes, hay que comprobar si es posible realizar la salida de humos por fachada o debe hacerse necesariamente a la cumbrera del edificio.

Las calderas de gasoil se pueden utilizar en entornos rurales o en aquellas zonas donde no llegue el suministro canalizado. Se adaptan perfectamente tanto a viviendas individuales como a utilización colectiva en comunidades de vecinos. Las calderas de gasoil necesitan un depósito de gasoil asociado, de unas dimensiones suficientes para que la instalación disponga de una autonomía de funcionamiento, en funcion del número de veces con el que se prevea el suministro y debe disponerse de un espacio para su ubicación que sea accesible para poderlo abastecer.

Las calderas de biomasa, que utilizan una energía renovable y sostenible procedente del aprovechamiento de la madera, se adaptan perfectamente a los entornos rurales, o a viviendas con disponibilidad de espacio de almacenamiento. Las calderas de biomasa Necesitan también un depósito que sea accesible para el almacenamiento de pellets, cuyas dimensiones deben calcularse en función del número de veces con el que se desee el suministro. Es una energía ecológica y barata.